14 feb. 2014

-

Un año y once meses fue lo que duró la primer relación importante en mi vida. No parece mucho, pero para mi fue muchísimo. La última vez que hablé sobre eso acá, no me imaginaba para nada que íbamos a llegar tan lejos. Pero así fue, estuvimos juntos casi dos años. Increíble. Lamentablemente, las cosas se dieron de tal forma que llegó un punto en el cual ya no daba para más, pero por una parte creo que el habernos dado cuenta de eso fue mejor para los dos. Personalmente, hubiese cambiado algunas cosas si hubiera tenido la posibilidad, pero en general no me arrepiento de haber vivido todo eso. Tuvo su lado negativo, como todo, pero creo que en muchos momentos fui feliz y eso es lo que me guardo. Además, aprendí muchas cosas que me sirvieron para crecer como persona, para madurar y para cambiar mi forma de ver ese aspecto de la vida. No puedo definir si todo terminó bien o mal, pero por mi parte espero que esté todo bien y que en algún punto de nuestras vidas podamos llevarnos un poco, un poquito solamente, como antes, como cuando podíamos ser amigos. Creo que, aunque sería difícil de lograr, sería algo bueno. Veremos que pasa.